Fertilidad: desde transferir un solo embrión hasta ver su “minuto a minuto”

By 17/04/2015Publicaciones
Expertos en Medicina Reproductiva de distintos países se reunieron el pasado mes en la ciudad de Buenos Aires para compartir las últimas novedades sobre cómo conseguir gestaciones exitosas. Los puntos más destacado del encuentro fueron los avances en la preservación de la fertilidad; las nuevas técnicas para el diagnóstico genético prenatal; la transferencia de un único embrión para evitar embarazos múltiples y la presentación del Embryoscope, un novedoso incubador cinematográfico que está a punto de llegar al país. DocSalud.com contactó al doctor Fernando Neuspiller, Director del Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI), entidad que junto a la Sociedad Argentina de Medicina Reproductiva (SAMER) organizó el workshop. Durante una entrevista, el profesional brindó detalles sobre cada uno de los temas que pueden ayudar a las parejas con infertilidad a cumplir el sueño de tener un hijo.

Periodista: ¿ Cuáles son las técnicas de diagnóstico prenatal que presentaron durante el encuentro? ¿Ya están disponibles en Argentina?

Dr. Fernando Neuspiller: Las técnicas están disponibles en el país, pero por más que aquí se realiza la biopsia de los embriones, los resultados se obtienen en un laboratorio de EEUU. En primer lugar contamos con unscreening genético con array con el que podemos ver todos los cromosomas del embrión, mientras que antes sólo se podían visualizar siete. También tenemos un test llamado ERA (Endometrial Receptivity Array), para ver en qué momento implantar a los embriones. Por último poseemos test de enfermedades monogénicas como el TCG (Test de Compatibilidad Genética), con el cual podemos estudiar unos 600 genes. Lo que hacemos es sacar sangre a la madre y al padre y miramos sus genes, ya que ambos podrían compartir alguno asociado a enfermedades como la fibrosis quística. En ese caso, tras la realización de este test, somos capaces de hacer embriones que no compartan estos genes y conseguir que sea sano.

P.: ¿Qué enfermedades se pueden detectar con el TCG?

Dr. F.N.: Cerca de 600 patologías, la mayoría poco frecuentes y de origen genético. Entre ellas podemos destacar el síndrome de Huntington, la hemofilia, el síndrome de Hunter, la fibrosis quística y la poliquistosis renal, entre otras.

P.: ¿Siempre estos estudios se realizan sobre un embrión?

Dr. F.N.: En principio estudiamos a la mujer y al varón y después en función de lo que vemos en el TCG, vamos a ver el producto. Pero necesariamente el diagnóstico debe ser sobre el embrión. La gente pregunta si ese proceso puede dañarlo, pero les contesto que los biólogos que tenemos en nuestro centro están entrenados para hacer el procedimiento con mínimos riesgos.

P.: ¿Qué mujeres se pueden beneficiar de estas técnicas?

Dr. F.N.: Todos los especialistas en Reproducción sabemos que a más avanzada la edad de la mujer, la posibilidad de embarazo disminuye, porque a medida que va creciendo, cada vez le quedan menos óvulos genéticamente normales dentro de los ovarios. A los 35 años, el 60% de los óvulos son genéticamente normales. Entre los 38 y los 40 años, esto se revierte y pasa a tener el 60%  de sus óvulos genéticamente anormales. Entonces nosotros por medio del diagnóstico genético por array seleccionamos los embriones sanos y las posibilidades de embarazo son más altas.

P.: ¿Desde cuándo se hace la transferencia de un único embrión y cuándo se recomienda?

Dr. F. N.: En principio este procedimiento podía haberse hecho desde siempre, pero años atrás las tasas de gestación o implantación eran tan bajas que necesariamente había que implantar embriones de más. En la actualidad, por medio de tecnologías novedosas, somos capaces de seleccionar el mejor embrión, que sea genéticamente sano y elegir en base a inspeccionar el endometrio que día es mejor para transferirlo. Uniendo todas estas técnicas, la posibilidad de gestación con un solo embrión duplica lo que en general hay en cualquier clínica en Argentina.

P.: La idea es evitar los embarazos múltiples.

Dr. F. N.: Exacto, y lo resaltamos en el consultorio. A veces pasa que las mujeres que todavía no tienen chicos nos dicen: “Me encantaría embarazarme de dos”. Nosotros estamos obligados a explicarles lo que es un embarazo doble, tener dos chicos a la vez en una casa, necesitar ayuda en un 100%, resaltar en que la mamá o la suegra va a tener que estar siempre disponible y que los costos se van al doble en pañales y comida. Con esta tecnología se logra un embarazo único.

P.: ¿Qué es el Embryoscope y cuáles son sus usos?

Dr. F.N.: El Embryoscope es una incubadora cinematográfica que filma los embriones minuto a minuto y permite es seleccionar los mejores por su comportamiento. Elegir el más viable aumenta un 10% la probabilidad de gestación, lo que es muy significativo. También, a partir de esta tecnología hemos desarrollado un algoritmo para determinar qué embrión podría ser sano y cuál no. Sabemos que los que tienen cromosomas de más o de menos, tienen un comportamiento determinado. Por todo,  con el Embryoscope estamos muy cerca de afirmar cuándo un embrión es genéticamente normal.

P.: ¿Cuáles fueron los avances presentados en materia de preservación de fertilidad?

Dr. F.N.: Lo novedoso para los médicos es que hemos diseñado esquemas para estimular la ovulación de las mujeres en cualquier momento del ciclo, algo que antes se hacía en los días uno, dos y tres de la menstruación. Nos enfocamos en diseñar estos protocolos porque los oncólogos suelen estar apurados en empezar la quimioterapia lo antes posible en pacientes con cáncer. Con estas estrategias podemos estimular a las mujeres de inmediato con una eficacia igual a la lograda en el primer día.

FUENTE: elecodesunchales.com