¿Qué son los Micro ARN (miARN) y cómo influye en la implantación del embrión?

¿Qué son los Micro ARN (miARN) y cómo influye en la implantación del embrión? 0

Desde el momento de la transferencia embrionaria hasta el día de la prueba de embarazo se suceden en el útero y el embrión un conjunto de eventos que tienen por objetivo la implantación, esto es, la fijación al útero del embrión para poder permitir su desarrollo. Tradicionalmente se ha descrito este proceso como un diálogo y la verdad que es una buena comparación para explicar la relación que se establece entre el embrión y el útero. Esta comunicación entre ambos se realiza a través de diferentes moléculas que se segregan tanto a nivel uterino, como embrionario.

Este diálogo no fructifica en todos los casos en un embarazo evolutivo. Se estima que sólo 1 de cada 4 embriones consigue anidar en el útero. El proceso de implantación requiere un embrión de buena calidad, un útero receptivo y una precisa sincronización entre ambos.

¿Qué moléculas participan en el dialogo embrión-útero?

Esta comunicación es compleja e implica un gran número de moléculas, entre las que destacamos las siguientes:

  • Factores de crecimiento: Proteínas que estimulan la división de las células.
  • Factores angiogénicos: Proteínas que activan la formación de vasos sanguíneos (vascularización) que permitirán al feto nutrirse adecuadamente durante su desarrollo.
  • Inmunoglobulinas (anticuerpos) y otras moléculas del sistema inmune como las citoquinas.
  • Micro ARN (miARN o miRNA por sus siglas en inglés).

Los miARN son moléculas similares al ADN. Presentan  algunas diferencias en su composición y además se caracterizan por poseer una única cadena en lugar de las dos que tiene el ADN. Por otro lado, la longitud de ambos es muy diferente ya que los miARN son extremadamente pequeños en comparación con el ADN.

La función de los miARN es regular la expresión génica. En nuestro genoma tenemos alrededor de 20.000 genes en los que está codificada la información para sintetizar todas las proteínas de nuestro organismo. Todos los genes no son activos en todos los tipos de células que tenemos en nuestro cuerpo, de hecho sólo se expresan los que son estrictamente necesarios para su función biológica. Además existe un riguroso control no sólo de “en qué células” se debe expresar sino también “cuando” se debe expresar. Pues bien, los miARN participan en este conjunto de procesos de control de la expresión de los genes (epigenética). En concreto en el útero materno las células del endometrio (capa que recubre el útero) sintetizan miARN que son secretados hacia el embrión para regular la expresión de genes embrionarios necesarios para su desarrollo e implantación. Podríamos decir que el útero manda instrucciones precisas al embrión para que implante, instrucciones en forma de unas moléculas denominadas miARN. Se han identificado muchos de los miARN que participan en este dialogo útero-embrión.

La implantación embrionaria es un proceso complejo. La investigación en este campo está logrando desentrañar las claves para aumentar las probabilidades de implantación de los embriones procedentes de ciclos de fecundación in vitro (FIV) y de este modo lograr un embarazo evolutivo y finalmente el nacimiento de un niño sano que es el gran deseo de todos nuestros pacientes.

El Instituto Bernabeu cuenta con una Unidad de Fallo de Implantación, formada por un conjunto de profesionales de distintas disciplinas, que tiene como objetivo evaluar y tratar los fallos repetidos de implantación y abortos de repetición.

FUENTE: www.institutobernabeu.com